jueves, 29 de enero de 2015

REAL CLUB DE REGATAS: LA ZONA MAS REAL DE ALICANTE

Dedicado a la gente que se relaja viendo el mar.
Estimados amigos y amigas:
Creo indispensable para que entendáis esto que voy a escribir que estas letras formen el comienzo:
En el desierto nuestro tablero
es el mar entero.
Pero nos viene de lejos
mientras nos hacemos viejos.
Dos barcos que se cruzan
en el mar y en el puerto final
Dos barcos que se juntan
en el mar o en el puerto final,
o en el puerto final.
Es la letra de una canción que se titula Barcos de Andrés Calamaro, y es que hoy los barcos son una bella excusa para hacerle un homenaje al mar de mi tierra; que se que es el Mediterráneo, sí, pero en mi tierra y, quizás gracias a mis ojos marrones, se ve más azul.
Y es que las ciudades con mar, siemore lo he dicho pero imprimien carácter y un ambiente distinto; dan color, mucho color y un sabor especial.
Y es que no sólo Sevilla tiene un color especial..........

1. TRADICIONES.
Alicante no es la ciudad más grande del mundo, tampoco es la más población tiene, tampoco tiene monumentos de esos que quitan el hipo, y tampoco tiene un Festival de Cine ni nada de eso que la haga ser famosa a nivel mundial. Aunque ahora somos más conocidos por causas ajenas a la voluntad de todos los alicantinos y alicantinas, Alicante sí que es conocida por su sol, por sus playas, por su clima y por su mar.
De hecho Alicante nace del mar, y se extiende alrededor del mar, por eso el mar ha marcado la vida de ésta mi ciudad y de muchas de sus tradiciones.
Lo segundo que aprendí yo, después de andar fue a nadar, así que me muevo por el liquido elemento como un perfecto sireno. No diré que llego a dominarlo pero casi.
Es por eso que el tener el mar cerca, no sólo hace más luminosa mi ciudad, sino el ser marítimo, impregna muchas de las actividades que, por ejemplo en mi vida he ido desarrollando..... la pesca, el buceo, el remo, navegar o nadar.
Uno de los sitios con más encanto de Alicante es, evidentemente el PUERTO y toda la zona que le rodea; y precisamente dentro del puerto está el sitio del que hoy voy a hablar y quiero homenajear. Lo debía y las deudas se pagan.
Hoy os hablo del sitio mas real de Alicante, el REAL CLUB DE REGATAS.

2. MI VIDA ALREDEDOR DEL REAL CLUB DE REGATAS.

Haciendo un recorrido por tres etapas:
En la infancia:
Todos deseábamos que mamá dijera en domingo que no le apetecía cocinar y que mi padre agarrara a toda "la troupe" y nos llevara a comer al CLUB DE REGATAS que en aquella época, a parte de ser la institución marítima de prestigio que era, tenía un excelente restaurante que hacía unas paellas de rechupete, y el pescaito; rico, rico.
En la juventud:
Participé activamente en sus eventos porque me aficioné al remo. De ahí mis anchas espaldas, duro deporte pero uno de los que más quietud transmite. Remar relaja y cansa,
En la madurez:
Sin duda y seguro que al atardecer me encontraréis sentado en el segundo banco que se ubica al lado del Club de Regatas de Alicante en el paseo que linda con el puerto. Es uno de mis rincones preferidos, allí me pierdo, y desde allí saqué las fotos que podéis ver en este escrito. 

3. LA VIDA DEL CLUB DE REGATAS ALREDEDOR DE MI.

Hoy por hoy, cualquiera que visite Alicante se encontrara el REAL CLUB DE REGATAS en la entrada de la nueva darsena del puerto en el Muelle de Poniente.
Conocido como RCRA es uno de los clubes privados con fines deportivos más antiguos y exclusivos de España, y pertenece a la Asociación Española de Clubes Náuticos.


Fue fundado en 1889 en la playa del Postiguet y posteriormente, traslada sus instalaciones al puerto, a la llamadaCasa de Botes.
Y es REAL porque en 1900, la Reina Regente, en nombre del joven Alfonso XIII, le concede el título y otorga un premio por las competiciones organizadas por el Club.
Entre otras celebridades monárquicas recibió la visita de Alfonso XIII y cuando nuestro actual Rey participó en los Juegos Olimpicos alguna que otra visita realizó.
Sus fundadores fueron unos alicantinos, verdaderos amantes de los deportes naúticos, y enseguida organizaron las primeras regatas en colaboración con el Ayuntamiento. De esto ya ha llovido mucho.
Con la celebración de la primera Olimpiada de la era moderna y las regatas de remeros entre Oxford y Cambridge desde 1892, los deportes náuticos cobran gran importancia en nuestro país y a comienzos de siglo proliferan los nuevos clubes por toda la geografía española, y el de Alicante empieza a coger auge.
Los remeros del Club de Regatas de Alicante en los comienzos del 1900 acaparan los Campeonatos de España y Copas de la Reina, en dura competencia con las tripulaciones de los otros clubes españoles.
No sólo es deporte, la vida social y cultural del Real Club de Regatas de Alicante se encuentra íntimamente ligada a la ciudad, participando en cuantos acontecimientos, visitas y actividades envuelven el desarrollo de la misma.
Numerosos son los títulos obtenidos por el club y grandes los deportistas que han salido de esa cantera:
  • Durante los 60, la sección de natación del Club cobra gran relieve con los numerosos Campeonatos de España obtenidos por un alicantino llamado Chicoy.
  • Títulos conseguidos en distintas clases, con Campeonatos de España en 470, Cruceros ...
  • El Club alcanza sus máximas cotas competitivas, al contar con tres regatistas en las Olimpiadas de Seúl.

Con el auge se decide desdoblar las actividades del Club adecuando las instalaciones de La Cantera para la práctica del deporte de vela ligera y la Escuela de Vela.
Es habitual que cualquier domingo de paseo por la playa, se vea el mar plagado de veleros, sobre todo, gente joven que practica este noble deporte.
En estos últimos años el Club ha organizado numerosos Campeonatos de España y Europa en la práctica totalidad de las Clases.
Es importante señalar también que el Real Club de Regatas de Alicante fue el primer Club Náutico en poseer el Certificado de Calidad otorgado por AENOR ISO 9002.
Hablando de las competiciones, las más variadas desde pesca, el remo y la vela como pilares principales del deporte náutico en Alicante, organizándo múltiples regatas y competiciones a lo largo del año y que culminan con el Open Curricán, el Trofeo Cristo del Mar y el Trofeo Tabarca – Ciudad de Alicante, respectivamente.
El prestigio del Club; y bueno uno poco también el parné, hizo que alguien se fijara en ALicante para eso de la VOLVO OCEAN RACE.
Todo el mundo puede ser socio del Club y puedes serlo; con o sin derecho a amarre de su barco, siempre que haya plazas disponibles.
Como os he comentado anteriormente cuenta con dos sedes.
La sede principal, situada en el Muelle de Poniente del Puerto de Alicante, y la de La Cantera que se encuentra pegada a la Playa del Postiguet.
En la sede principal nos encontramos con el edificio social del club, 542 amarres y la escuela de remo, gracias a la cual, yo aprendi este deporte.
Segun me comentan entre socios y familiares de los mismos ya cuentan con 5.000 socios.
Tanto para socios como para profanos, la sede dispone de restaurante, bar, gimnasio, duchas, sauna, sala de masajes, piscina, lavandería, aparcamiento, botiquín, farmacia o peluquería.
Es allí donde se ubica el prestigioso restaurante Aldebarán, situado en la planta superior del Real Club de Regatas en el Puerto de Alicante.
Este restaurante se presenta como un magnifico mirador abierto al Mar, desde donde se puede disfrutar de vistas en primera fila del puerto y sus amarres, así como de las preciosas vistas del Castillo de Santa Bárbara y de toda la fachada marítima de la ciudad.
Los socios del Real Club de Regatas de Alicante y los que ocasionalmente visitan Alicante con su barco disponen de servicios de primera calidad como rampa, grúa, muelle de espera, recarga de combustible .... de los mejores y más completos de España.
Y sobre, todo ofrece a todo el que lo desea de cursos de vela, remo y pesca.
Y claro tema a parte es eso de los precios, tanto para los amarres como para lo de los cursos. En este caso no sabría definir lo que es caro y barato, pero claro supongo que el que tiene un barco, es consciente del gasto que eso conlleva. Más o menos es como el que se compra un Ferrari; es consciente que el seguro va acorde del caché del vehículo. Supongo que para eso del amarre, y para alguien de clase media como yo, las cifras suenan cara, pero es lo que hay si lo tienes. Conozco a una persona que vive en su barco y me comenta que lo que le cuesta, no es más que lo cuesta una casa de alquiler, y encima duerme donde le apasiona, el mar.
Eso es el intríngulis de la institución pero yo, a parte de que he tenido el placer de cenar en su restaurante hace no mucho, destaco todo el entorno que rodea sus instalaciones.
En ese maravilloso paseo que muy a diario hago desde la Playa del Postiguet al Puerto; la meta son las instalaciones del Club de Regatas, el colofón de un paseo por la orilla del mar.
No en vano, su ubicación a la entrada del Muelle de Poniente propició que en la última remodelación del puerto de Alicante se creara en ese sitio; una gran zona de ocio que se ubica justo enfrente de la zona de ocio del Muelle de Levante y, que incluso, se conectan a través de un barco que te hace un breve recorrido por el puerto.
Eso sí como los alicantinos vamos por modas, esa zona de ocio está de muy capa caida, pocos son los bares y restaurantes que quedan, habiendo sobrevivido sobre todo, los multicines.
Os recomiendo el recorrido, no tiene desperdicio, seguro que veis ese velero con el que alguna vez has soñado y es mi probable que veas a mi sobrino remando y remando, que se ha copiado de mi afición por ese deporte.
No os perdáis la ceremonia de preparación de una embarcación de remo antes de empezar a navegar, es como una coreografía perfectamente ensayada.
Y para finalizar un llamamiento a todos y todas; las empresas de limpieza limpian lo que nosotros ensuciamos. Lo digo porque un dia sentadito en ese mi banco al lado del Club de Regatas escuché a una pareja que decía eso de que el agua estaba sucia; y claro que lo estaba, llena de botellas y papeles que los viandantes tiran.
Para los que no hayan recibido clases de educación cívica las papeleras existen para tirar los desperdicios y la naturaleza no se ensucia, cochinos.
La verdad que ultimamente no se que me pasa pero, me cuesta un suspiro tirar de las orejas a los que evidentemente se merecen que les tiren de las mismas.
!VIVA EL MAR!
Recordar cuidemos el medio ambiente que todavía lo tienen que disfrutar nuestros hijos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario