miércoles, 26 de noviembre de 2014

PARQUE CANALEJAS DE ALICANTE

Dedicada a las marionetas que un día pasearon por un parque de Alicante.
Sin duda, hay sitios con encanto en mi ciudad y eso es lo que la hace grande.
Sitios que inspiran y sitios en donde se respira paz. Sitios que sirven para agradables paseos y sitios agradables de visitar, fresquitos y que te trasladan a otras épocas. Sitios en los que se puede respirar. Sitios que algunos los llaman pulmón porque son sitios verdes.
Uno de esos sitios con encanto es el PARQUE DE CANALEJAS, así que si os parece, ahora os invito a que os vengais conmigo a un paseo.
Si os apetece, agarrar un libro y nos sentamos en uno de sus bancos para leer y respirar paz y tranquilidad.
Esta es la característica primordial que debe cumplir un SITIO CON ENCANTO.

LAS MARIONETAS DEL PARQUE DE CANALEJAS

Hace mucho, mucho tiempo una mujer alicantina de familia humilde gustaba de levantarse pronto los domingos para limpiar la casa. Si bien es cierto, que la casa estaba como los chorros del oro, esta mujer la gustaba ser una buena madre y una buena ama de casa. Era de las que limpiaba el polvo todos los días y la que nos hacía quitarnos los zapatos cada vez que llegbamos a casa para no ensuciar el suelo de parquet que le había costado muchos sudores. A esa mujer la llamábamos "la patinadora", porque llegó a idearse unas fundas de gamuza para sus pies y patinaba y patinaba todos los dias, para que ese suelo estuviera brillante. La verdad que limpia era muy limpia pero, a veces, de tan limpia que era se pasaba. Ella se levantaba todos los domingos pronto, para limpiar, hacer la comidad y agarrar a sus dos hijos y bajarlos a que vieran algo que a esos dos niños le apasionaba, algo que gustaba a todos los niños del lugar y los no tan niños.
Esa mujer era mi madre, esos niños éramos mi hermana y yo, y mi madre todos los domingos nos bajaba paseando al PARQUE DE CANALEJAS porque allí todos los domingos se ponía un teatrillo de marionetas, y eso nos encantaba.
Nuestros domingos eran especiales con la bruja y la princesa, y el principe y el hombre malo. Eso y la bolsa de pipas que nos compraba en el kiosco del parque.
Por eso el PARQUE DE CANALEJAS es un sitio que queda en mis recuerdos, un sitio con encanto por todo lo que me ha marcado y, por todo lo que, a continuación, os describo.

DE PASEO EN UN SITIO CON ENCANTO

Este sería mi paseo con encanto, un paseo que es cardio-saludable y que recomiendo a todo visitante a mi ciudad y también a mis paisanos.
Si os parece comenzamos en la Plaza del Mar, es la plaza de la fuente que está casi enfrente del comienzo de la Playa del Postiguet. Entraríamos en la Explanada de España, emblema de Alicante, y disfrutamos de la brisa marina y los puestos de artesanía. Si eso paramos en la Concha y escuchamos un poco de música.
Al final de la Explanada nos encontraremos con el Monumento a Canalejas realizado por Vicente Bañuls Aracil. Es un conjunto escultórico que consta de un pedestal y un pilar central que en forma de aguja se corona con una escultura.
El monumento está dedicado a José de Canalejas que aparece representado en la figura principal del personaje en bronce a cuyos pies descansa un león sobre un Escudo.
José de Canalejas fue un abogado y político español que siendo presidente del Consejo de Ministros de 1910 a 1912, murió asesinado en un atentado terrorista. Obtuvo acta de diputado por Alicante en el período que va de 1891 a 1907 y por eso, al año siguiente de su muerte se le dedicó este monumento.
Nada más pasar por el monumento a Canalejas nos adentramos en el parque que también lleva su nombre. El conocido por los alicantinos como el PARQUE DE CANALEJAS.

UN SITIO CON ENCANTO: EL PARQUE DE CANALEJAS

Es el parque más antiguo de la ciudad de Alicante y está situado de manera paralela al mar y al puerto deportivo.
Fue proyectado en el año 1886 por el arquitecto José González Altés.
De forma rápida destacar que dentro del parque se localizan dos fuentes, además de otras esculturas como dos leones que guardan la entrada donados por Manuel Pritz, el monumento a Carlos Arniches y un mapa de España en piedra.
Sin duda es un sitio con encanto como el encanto de la pequeña Fuente del Niño Flautista que os invito a que admiréis:
https://www.youtube.com/watch?v=C8qz0mXtbzM
Matizando detalles, destaco que:
1. Tiene un situación privilegiada. Situado en la fachada marítima de Alicante, es un lugar idóneo para relajados paseos y todo bajo la sombra de árboles centenarios.
2. Una entrada señorial. Está custodiado por las esculturas en piedra de dos leones que Manuel Pritz donó a la ciudad. Este señor era hijo del empresario sueco Hugo Pritz que a sus 30 años se estableció en Alicante, donde desplegó una intensa actividad económica, especialmente en el negocio de la almendra. Pritz se casó con una alicantina y es muy querido y reconocido en Alicante.
3. Un sitio lleno de historia. Este parque nació para dar un nuevo uso al espacio obtenido tras la demolición de lo que antes era el Baluarte de San Carlos, donde se almacenaban mercancías del puerto. Al principio era conocido como Explanada del Varadero. Se decidió cambiar el nombre en memoria de Canalejas. Este político que llegó a ser apodado “el protector de Alicante”, ha quedado inmortalizado a la entrada del parque, zona que, como antes he comentado, enlaza con la Explanada.
4. Pulmón verde de la ciudad. Una de las características más destacadas de este paseo es la profusión de grandes árboles. Además de palmeras, la típica de la zona, encontramos robustos ficus, más que centenarios y verdaderos testigos de la historia de mi ciudad. Me cuentan que los ficus son originarios de Australia, y en Alicante fueron plantados a finales del siglo XIX en varios jardines urbanos, como éste de Canalejas. Todos los niños alicantinos o hemos trepado por sus enormes raíces o nos han hecho la típica foto en algunas de sus ramas. Sólo por esto, porque han crecido y crecen con nosotros, debemos abogar por conservar este legado para que las próximas generaciones sigan anhelando jugar en sus inmediaciones.
Esto me consta que por parte del Ayuntamiento de Alicante se ha conseguido con la creación de un catálogo similar al ya existente de edificios más destacados pero que se centra exclusivamente en el patrimonio vivo de la ciudad, constituido por su arbolado. En este catálogo se recogen más de un centenar de ejemplares arbóreos que se declaran protegidos, algunos de ellos centenarios y con más de 20 metros de altura.
El Catálogo de Árboles Monumentales de Interés Local viene a constatar que el patrimonio de árboles de la ciudad no desmerece del inmobiliario y se debe preservar. Vamos si protegemos un edificio es lógico que se proteja un árbol.
En la relación del arbolado que se propone preservar destacan los ficus, que suman un total de 26, entre los que destacan los ejemplares centenarios del Parque de Canalejas, Plaza de Gabriel Miró y el Portal de Elche.
La selección del arbolado en este catálogo se hace por zonas y plazas, destacando entre todas ellas el Parque de Canalejas, que ocupa el primer lugar en arbolado monumental, con un total de 19, incluyendo ficus, laurel y robles.
Todo un verdadero patrimonio verde de nuestra ciudad.
Por cierto, los que maltraten a los árboles serán sancionados.
5. Lugar de esparcimiento y recreo. Justo a la entrada y por si el calor aprieta, se ubica un típico chiringuito de esos con terraza para que calmes tu sed y tu hambre con terracita incluida que si no, no sería "typical spanish". Justo enfrente y para los más peques, se ubica un pequeño parque con atracciones para que los niños y niñas se pasen un rato pipa. Gran profusión de bancos en todo el parque para el disfrute de la tranquilidad y, como novedad, un zona de recreo de esas modernas con aparatos para ponerse cachas. Eso sí, por favor, están en malas condiciones, no estaría mal que se cambiaran algunos, aunque mucho del mal estado de los mismos es por culpa de los ciudadanos que no lo son tanto.
Y ya en nuestro paseo hemos llegado al final del parque que termina con la unión con la Plaza de Galicia, frente al Museo de la Lonja y la entrada de la dársena del puerto encabezada por elReal Club de Regatas.
A es que como dirían en Andalucia, a este parque no le falta de ná y eso que no es el Parque de María Luisa.
Eso sí, una queja dirigida a la Alcaldesa de Alicante.
A nuestra querida alcaldesa se le ocurrió que para que los mendigos y gente que no tienen techo no durmiera en los bancos, lo mejor era dotar a los mismos de un posabrazos de hierro en medio de los mismos, para que nadie se pudiera acostar.
La verdad, querida mía, que bonito no queda y a mí me has fastidiado porque yo me solía tumbar en uno de esos bancos para leer...... !me cachis en la mar!.
Entiendo que es más barato gastarse unos cuantos miles de euros en hierro para hacer esto, claro, lo anormal era que te preocuparas que a estas personas que no tienen techo; lo consiguieran. Es más caro. Vamos eso no es lógico, lo lógico es perturbar el descanso de personas que no tienen donde dormir. Era una alternativa para ellos.
Y entiendo que ahora, alguien me diga que los mendigos, las personas que no tienen techo o los que buscan comida en los cubos de basura afean la imagen de una ciudad......... Por cierto a los ayuntamientos que ponen multas a los que buscan en la basura comida, un aplauso; y ahora no me digan que es a los que la esparcen.
Ocultar estas injusticias no es la solución y el primer tirón de oreja me lo doy yo mismo.
Y tampoco es solución que cerremos los ojos a estos problemas o que no los denunciemos. Esto sí merece una DENUNCIA.
Desde este foro, permitirme que yo lo denuncie porque estas injusticias, si que me merecen la pena ser denuciadas; aunque mejor que no existieran.
Ultimamente el parque recibe más visitas que de lo costumbre.
Unas provienen de la gente que espera porque la estación de autobuses está cerca y su tranquilidad y la sombra de sus árboles se agradece; a parte de que la estación de autobuses de Alicante adolece de un sitio donde los usarios se puedan sentar.
Otra es la de jovenes que algunos fines de semana campan a sus anchas con eso del botellón. Chicos y chicas, si bebes no conduzcas, y no ensucies y no molestes a los vecinos.
Y moraleja final.
No estaría mal que las marionetas volvieran a pasear.

No hay comentarios:

Publicar un comentario